Hábitos amorosos y saludables, Relación con el cuerpo

Los asuntos con mi cuerpo a pesar de que “me gusta como soy”

Y después de tanto, tanto camino recorrido, tanto tiempo, tanto amor y tanta consciencia, aún me pasa… me pasa que hay días como hoy, un domingo cualquiera, que me levanto y desde que abro los ojos siento que algo está mal con mi cuerpo, rápidamente  me doy cuenta de que este será uno de esos días en los que deberé repetirme una y otra vez que me gusta como soy.

Me levanto temprano como todos los días porque Joaco no nos da tregua. Su deseo de vivir la vida, de gozar y disfrutar cada momento, de descubrir qué tiene el día para ofrecerle empieza a las 5:56 am. Me dice como casi todos los días “mamá despierta, mira que ya salió el sol!” Y es que parece que para él esta es la clave para saber que el día empezó y es hora de vivir!!!! Así que respiro, me estiro, doy gracias porque durmió hasta casi las 6 de la mañana y voy con él a su cuarto, a tratar de estar presente en uno de sus momentos preferidos: jugar con sus juguetes mientras el mundo duerme.

Empiezo a hacer cuentas de a qué horas tengo que bañarme, a qué horas necesito salir de mi casa, si voy a comer algo o no, todo para poder llegar a una invitación que sé que estará llena de amor y buena energía, voy a ir a celebrar la vida y el cumpleaños de una amiga muy pero muy especial para mí. Sigo un poco dormida y continúo sintiéndolo en mi cuerpo, esta sensación que me ha acompañado durante muchos años y que me atormentó profundamente. Es esa sensación la que muchas veces me hizo creer que algo estaba mal conmigo, que no estaba bien ser como era y que debía cambiar. Durante muchos años me debilitó y me avergonzó, hoy sé cómo regresar más rápidamente al amor. Es un sentimiento muy pero muy caprichoso, porque me dice, me muestra, me hace sentir inapropiada, gorda, fea, diferente a las demás. Me hace creer muy fantasiosamente que todas las otras mujeres se sienten perfectamente bien con ellas mismas y yo soy el bicho raro que está mal. Sé que hay amor, pero no lo veo, está muy escondido… ¿o será que por el contrario está ahí muy presente?

La pregunta que detona todooooo esto es “¿qué me voy a poner?” 5 palabras, solo 5 palabras que me hacen sentir indefensa, como esa niña de 4 años a la que le dijeron tantas veces que dejara de comer dulce porque se iba a engordar y que gorda no estaría bien. Solo 5 palabras que desatan en mí mis demonios más conocidos y que se quedan pegadas en mi cabeza mientras le hago el desayuno a Joaco, mientras bailo con él reggaeton al ritmo de la canción que Lucas pone, mientras nos reímos cuando vemos y nos damos cuenta de que sí hay manera de vivir sin tanto rollo, tomando todo lo que la vida nos da, llorando cuando estás triste, bailando cuando hay música… como lo hace Joaco. Sigo con el pensamiento mientras me baño, cuando busco la ropa, me la pongo y finalmente, cuando me miro al espejo…

Ese es EL MOMENTO, mirarme al espejo para ver el resultado final, que por supuesto revela lo que mis pensamientos llevan diciéndome la última hora: no estoy bien!

Y es allí, en ese mismo momento en el que tomo una decisión, una que he venido tomando el último año, una que me hace sentir muy bien y orgullosa de todo el camino recorrido, el amor y la consciencia que le he metido al asunto. Es la decisión que me permite hacer que el amor deje el capricho y que me recuerda que tengo la posibilidad de retornar a él cada vez que quiera, que simplemente tengo que hacer el trabajo. Decido mirarme, darme cuenta -sin reprocharme- que está siendo uno de esos días, y digo en voz alta “ME GUSTA COMO SOY, ME GUSTA COMO SOY, ME GUSTA COMO SOY”… aún en los días en los que menos me estoy gustando, puedo sentirlo. Me gusta como soy, con mis inseguridades y tonterías. Me gusta como soy porque sé retornar a mi paz. Me gusta como soy porque salgo de mi casa y disfruto lo que el día tiene para mí. Me gusta como soy porque tomo la decisión de gustarme. Este se ha convertido en un hábito muy amoroso y saludable que me ayuda a que mi cuerpo, mi alma y mi mente se gusten.

Y después tomo otra decisión, la de ponerme en un lugar de máxima vulnerabilidad y pedirle a Lucas que me ayude con mi autoestima corporal. Él me mira y no entiende. Me dice “ahhh estás muy linda, ¿es eso lo que te tengo que decir?“, porque aún no entiende. Sale del cuarto dos minutos y luego vuelve, me abraza y me dice de nuevo “estás muy linda” Esta vez si se lo creo… me da un beso, me mira cómo diciéndome “hoy es uno de esos días para ti” y después, la vida continua…

Aprendí de María Elvira Tobón, co-fundadora de El Cuerpo que Somos, que la relación que tenemos con nuestro cuerpo es como cualquier otra relación, en donde la meta no está en estar bien todooos los días, gustarme todos los días, llegar a un lugar en donde no haya dudas; sino que la relación con mi cuerpo tiene días muy buenos, días en los que nos comunicamos, momentos en los que nos queremos y ratos en los que no logramos coincidir… cuando lo aprendí fui libre, porque supe que tenía permiso y derecho a sentirme como hoy, pero que también tenía la obligación conmigo misma de recuperar la relación, como lo hago con Lucas, Joaco, mis amig@s, mi familia, cada vez que algo no anda bien…

6 comentarios en “Los asuntos con mi cuerpo a pesar de que “me gusta como soy””

  1. Y hoy me levanté, sin saber qué ponerme, aunque por una razón hermosa, una barriga gigante con una ilusión y anhelo adentro, pero este post me recordó que muchas veces lo he sentido…

    Me gusta

  2. Me ecantó, toca repetirnos más seguido: ” me gusta como soy” y enseñarle a los chiquitines a quererse y agradecer que cada ser es único con una magia que la refleja el alma y no el cuerpo!

    Me gusta

  3. Uuuuy tan cierto y tan oportuno. Y me repito muchos días me gusta como soy, sin sonar conformista sino realmente valorando que el como soy me ha permitido estar aquí y que el como soy me ha hecho una gran persona con los momentos difíciles o fáciles.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s